Páginas vistas en total

lunes, 24 de marzo de 2008

puntuacionnes sobre Cooperativismo por el sacerdote oblato Gregorio Iriarte

Comteco (Cooperativa Municipal de Teléfonos de Cochabamba) tiene una historia rica en enseñanza cooperativa. Su labor de difusión ha sido siempre oportuna, efectiva y sin duda ha contribuído a esclarecer el pensamiento cooperativo desde sus orígenes hasta hoy que convertida en una megacooperativa, ha modernizado y actualizado su tarea de difusión doctrinaria. Del boletín 38 (febrero del 2005) de su Unidad de Extensión Social reproducimos valiosos aportes del padre Gregorio Iriarte cuya dedicación al tema social es incontrovertible desde siempre:

El neol-iberalismo exige que todo se privatice, las empresas, la educación, la salud, la seguridad social. Cree que el Estado es un mal administrador.
El cooperativismo, aunque rechaza las corrientes estatistas, cree que el Estado debe estar presente, no sólo para fiscalizar a impulsar la economía, sino también para la redistribución de los ingreos, de tal modo que el crecimiento del país evoluciones con sentido de equidad y no hacia una mayor desigualdad económico-social.
El neo-liberalismo concibe a la propiedad privada como un derecho absoluto e intocable, desde una perspectiva puramente legalista.
La doctrina cooperativa piensa que toda propiedad privada tiene una función social, que implica una verdadera hipoteca sobre ella. Defiende, así mismo, que el derecho de propiedad es un derecho de todos. El cooperativismo, inspirado en la Enseñanza Social de la Iglesia se sitúa en una posición intermedia y equidistante entre el comunismo, que niega el derecho de propiedad y el capitalismo que absolutiza ese mismo derecho.
El neo-liberalismo, al tener una concepción parcial y reductiva de la persona humana, desarrolla, únicamente, el crecimiento económico a través de las fuerzas del mercado. Esto ha profundizado la desigualdad económica y social en nuestros pueblos, enriqueciendo a unos y empobreciendo a otros. El modelo neo-liberal-globalizador ha sido la pobreza. El cooperativismo busca un crecimiento global, armónico y equitativo. Trata de globalizar la solidaridad. Tal es así que, aunque una person posea varios certificados de aportación (acciones) sin embargo, su poder de decisión está limitado a un solo voto.
La total apertura de nuestras fronteras hacia el capital externo y las mercancías, es una de las propuesta claves del neo-liberalismo.
El cooperativismo piensa que la excesiva apertura hacia el mercado y la inversión externa debilita frecuentemente, a las empresas nacionales. Por otro lado, gran parte de los dividendos salen fuera del país.
El neo-liberalismo propunga na libre contratación y la flexibilización laboral, desconociendo las leyes sociales del país y los derechos de los trabajadores. El cooperativismo defiende los derechos del trabajador estipulados en las leyes sociales. No acpeta que la forma de ser competitivos esté vinculada, simplemente, a los costos salariales y sociales. La "flexibilización laboral" implica una injusta transferencia de los ingresos del trabajador a favor del fortalecimiento del capital.
El neo-liberalismo ha generado marginación y exclusión social, ya que según su ideología "el que no triunfa es que no merece triunfar". No relaciona, de ningún modo, el yo con el nosotros. El objetivo básico del cooperativismo es la promoción integral de toda la persona y de todas las personas. No es excluyente, sino incluyente. El verdadero cooperativista no solo piensa en sí, sino en toda la colectividad. Su desarrollo está vinculado al desarrollo de los demás.
El neo-liberalismo globalizador pretende imponer un modelo de vida en el que se privilegia, sobre todo, valores como la eficacia, la productividad, la competitividad, tecnología, la informática...el cooperativismo está convencido de que el desarrollo sin ética, se vuelve salvaje. Y es que es absolutamente necesario, que la técnica sea humanizada por la ética.
El neo-liberalismo globalizador, pretende imponer su modelo de vida a todo el mundo, borrando los valores y las identidades tradicionales y propagando una superficial cultura de masas. El neo-liberalismo es, en el fondo, puro economicismo.
Las cooperativas respetan la diversidad cultural de cada pueblo y de cada etnia, promoviendo la unidad dentro del máximo respeto a la diversidad. Están abiertas a todo lo positivo que nos puede llegar desde afuera, pero quiere desarrollar, a la vez, la autoestima y la formación en contra de todas las formas de alineación.
El neo-liberalismo ha logrado que se dé, en el mundo actual, una transferencia neta de recursos desde los más pobres (países y personas) hacia los más ricos y poderosos. Esto, fuera de crear un mundo cada vez más desigual e injusto, es la causa más profunda de inestabilidad social y del aumento de la inseguridad ciudadana. El cooperativismo lucha siempre por un desarrollo armónico.. Está convencido de que la paz, a nivel mundial y a nivel nacional, es fruto de la justicia. Donde reina la injudsticia no podrá existir una auténtica paz.
El modelo neo-liberal es depredatorio, ya que busca el máximo rendimiento económico sin respetar a la naturaleza, cuasando, a la postre, inmensos males y mayor pobreza para la mayor parte de la población.
El cooperativismo trata de respetar a la naturaleza, desarrollando en la conciencia de las personas el valor de la econogía, evitando siempre la explotación irracional de los recursos naturales.

1 comentario:

Pen Drive dijo...

Hello. This post is likeable, and your blog is very interesting, congratulations :-). I will add in my blogroll =). If possible gives a last there on my blog, it is about the Pen Drive, I hope you enjoy. The address is http://pen-drive-brasil.blogspot.com. A hug.